X

10 cosas que siempre suceden en las bodas

Cada boda es diferente y especial, cada pareja vive su propia historia de amor, sin embargo, hay ciertas situaciones que inevitablemente se comparten y suceden en la mayoría de celebraciones de matrimonio. Por más que dentro de los preparativos esté todo estipulado de tal o cual forma, las emociones e intensidad del momento, jugarán un papel importante en el desarrollo del evento. Veamos las 8 cosas más comunes que se pasa en toda boda y que las que han pasado por la experiencia del matrimonio, nos han comentado.

Conozca más sobre “Andrés Martínez Fotografía”
Créditos: Andrés Martínez Fotografía

1. No faltará el invitado más alegre con palabras y copas

Es inevitable pero no faltará el invitado más alegre, con los discursos para todo momento y en otros casos, el asistente que se pase de copas, según él por disfrutar de la felicidad de los novios.

2. Hablarás muy poco con tu marido

Por hablar con amigos, papás, familiares dejarás de compartir con tu marido por varios momentos de la reunión. Más que palabras compartirán abrazos, risas, lágrimas y tiernas miradas de complicidad.

Conozca más sobre “Pilar Jadue Fotografía”
Créditos: Pilar Jadue Fotografía

3. Reirás sin parar

Y es que todo fue diseñado como lo querías que te parecerá un sueño: vestido de novia, decoración, buffet, luces; rodeada de tus seres queridos, familiares y tu marido, disfrutarás de una felicidad absoluta que está muy claro, que la risa será tu aliada indiscutible.

4. El día no puede acabar

Y como todo cuento de hadas, siempre llega el final y tú lo sabes, pero todo será tan fantástico que no querrás que eso pase, inclusive, darías todo por volver a empezar los preparativos desde cero.

Conozca más sobre “Cristian Roca”
Créditos: Cristian Roca

5. Olvidarse de los saludos

Y es comprensible, cuando tienes una larga lista de invitados, inclusive pasando por todas la mesas, siempre habrá alguien que pase desapercibido para ti, no sufras por eso, es más que seguro que los invitados lo entienden. Es tu momento para disfrutar y no para quedar bien con todo el mundo, además estos agradecimientos se pueden realizar un día después de la boda.

6. Te olvidarás de la comida

La felicidad de aquel acontecimiento los mantendrá ocupados en otras cosas, que la comida quedará relegada a segundo plano, es más, ni se darán cuenta de que los bocaditos o bebidas se fueron acabando poco a poco.

Conozca más sobre “Claudio González”
Créditos: Claudio González

7. Nerviosismo y llantos de emoción

Hasta las personas más frías del mundo, no pueden resistirse a la emotividad de una boda, así que no te niegues a esta posibilidad, este tipo de situaciones suelen pasar y si no eres tú, es la mamá o las tías, así que si oyes las clásicas frases “no se llora en las bodas” o “no lo hagas porque arruinarás tu maquillaje y peinado” no hagas mucho caso . Vaya que inclusive, los novios han dejado brotar algunas lágrimas y es que es un momento maravilloso que puede poner sentimentales a más de uno.

8. Olvidarse de todo camino al altar

La intensidad del momento rumbo al altar, es algo nuevo que puede mantenerte confundida por algunos minutos, son demasiadas cosas que pasan por tu mente: caminar lento, ir del brazo del padre o padrino, llevar el ramo, mantener la sonrisa, que seguramente el ensayo se irá por la borda. Pero las cosas más inesperadas suceden en los momentos más hermosos, así que solo se tú misma, a la gente le encantará tu estilo propio para ingresar a la boda.

9. Invitados llegando tarde a la ceremonia

No faltan los invitados que solo quieren hacer acto de presencia en la ceremonia y por eso llegan algunos minutos antes de que acabe, la excusa es el trabajo, la dificultad para ubicar la dirección, el tráfico, sin embargo, todos saben que es por que solo quería ir al banquete o fiesta.

10. Fiesta mucho más familiar

Después de la ceremonia y recepción se da paso a la fiesta, la cual va empezando tranquilamente, hasta que después de algunas horas se convierte en un ambiente familiar, todos celebran y comparten con los demás como si se conocieran de años. Las invitadas terminan dejando de lado los tacones, los más bailarines van haciendo sus pedidos musicales y el traje de etiqueta es cosa del pasado.

Conozca más sobre “Pilar Jadue Fotografía”
Créditos: Pilar Jadue Fotografía

Pero pase lo que pase, cada detalle se convertirá en un especial recuerdo de matrimonio, así que no te agobies por ello, simplemente disfruta cada situación y vive tu celebración al máximo.

¡Te ayudamos a encontrar lo que estás buscando!

¿Te ha gustado este artículo? Compártelo

Más información

Danos tu opinión

Crea gratuitamente una web perfecta para tu boda

100% personalizable y con cientos de diseños para elegir. Ver más diseños >

¿Trabajas en el mundo de las bodas?
Si tienes una empresa de organización de bodas o eres un profesional de este rubro, Zankyou te ofrece la oportunidad de dar a conocer tus servicios a miles de parejas de novios que nos eligen en más de 19 países. Más información