¿Cómo elegir mi vestido de fiesta para un matrimonio de noche?

Cuando se recibe una invitación al matrimonio de alguien uno de los mayores temas que complican a los invitados, además del regalo y la disponibilidad, es la vestimenta de fiesta. Y es que hay varios factores que se deben considerar para no desentonar con lo que los novios han preparado con tanto tiempo y cariño.

Para las celebraciones de matrimonio que se festejan de noche existen algunas pautas que son muy diferentes a las bodas de día y antes de que colapses con la pregunta “¿qué me pongo?”, no temas, porque en este artículo te ayudaremos a descifrar todas esas reglas que no encontrarás en el manual de Carreño, ni en ninguna parte, que si bien no son obligatorias, no está de más conocerlas, en una de esas te simplifican la elección del vestido de fiesta que cumpla con todas las expectativas: lucir bien, ir de acuerdo el evento y no desentonar.¡Así que sin más preámbulo, aquí están los 5 pasos para elegir el vestido de fiesta perfecto para una boda de noche!

Créditos: Joanna Pantigoso Wedding Photographer

Paso 1: El largo del vestido y la etiqueta

Existen vestidos de todas las categorías, pero sin complicarnos mucho podemos hacer una primera clasificación que reduce bastante las alternativas: el largo de la falda. ¿Vestido corto o largo? Puedes escoger cualquiera ya sea por preferencia personal, por la estación del año, por el código de vestimenta impuesto, etc. Razones hay de sobra, pero te comentaremos algunos datos que pueden ser de tu interés:

  • Por el frío de la noche, la mayoría de las invitadas prefiere ir con una falta larga, sobre todo si se trata de bodas al aire libre.
  • Según los expertos, si nos ceñimos al protocolo, el vestido largo queda exclusivamente reservado para las madrinas y damas de honor, mientras que las demás invitadas deberían ir por faldas cortas.
  • En cuanto a colores el rojo y el negro son colores que nunca fallan debido a su atemporalidad, pero en la actualidad el espectro va más por los metálicos y colores de la estación. Ahora, nunca olvides que el blanco está prohibido a menos que la novia lo exija en la invitación.
  • Te han invitado a una ocasión especial, así que aléjate lo más que puedas de la ropa demasiado casual como los jeans, claro, a menos que los novios lo hayan expresado.
  • Y si no quieres ir con un vestido, entonces los enteritos serán tu mejor opción.  Si bien, antes eran consideradas como una prenda “rompe-esquemas”, actualmente “es una de las prendas mejor vendidas para eventos, por su comodidad y funcionalidad“, así lo aclara Fernanda Castillo de la tienda Eclipse. Además, actualmente vienen en diferentes formatos y puedes elegir el que más te estilice.

¡Revisa las Nueve prendas que JAMÁS debes lucir como invitada en un matrimonio!

Eclipse
Créditos: Eclipse

Paso 2: Considera el tipo de evento

Cuando recibas la invitación ponle mucho ojo, ya que esta es una muestra de lo que será el evento e incluso muchos novios prefieren ayudar a sus invitados con un dress code. Así que si este está estipulado, más vale que lo sigas para evitar el malestar de los organizadores. Es decir, si ves que la invitación tiene un estilo boho, pues entonces busca vestidos que vayan por esa línea y evita el vestido pomposo. ¡Ya sabes, la elegancia y el tema de la fiesta pueden ayudarte a determinar un vestido ad-hoc!

Créditos: Pete Bellis vía Unsplash

Paso 3: Adáptate a la geografía del lugar

Existen bodas en la ciudad, campestres y playeras, pero todas tienen sus diferencias en cuanto a las necesidades de vestuario. Por ejemplo, la tienda Ay de Mi Vestidos nos cuenta que tienes que prestar atención a ciertos accesorios, como por ejemplo los zapatos, porque el piso es irregular. Así que deja de lado el taco de aguja y cámbialos por tacos toscos y cómodos como el terraplén o un taco grueso. ¡Sin caerse! Así que atención,  de nada sirve usar un vestido ultra glamuroso si no puedes utilizar zapatos que le hagan justicia al conjunto.

Otro aspecto a considerar son las telas, ya que si se trata de eventos al aire libre, por ejemplo, lo mejor es dejar de lado textiles que son asociados al lujo como las lentejuelas y los bordados, ya que estos podrían dañarse o engancharse y hasta allí quedó el look. Así que en casos como una boda de playa o de campo es mejor optar por conjuntos cómodos, livianos y frescos, claro, siempre y cuando el clima lo permita.

Ahora, si el evento al que fuiste invitada es en un hotel, palacio o salón de eventos en interior hay muchas más alternativas donde elegir, ya que este tipo de espacios están aclimatados y adaptados para la comodidad de sus asistentes, eso sí, siempre debes tener mesura y considerar la formalidad del evento para que no desentones ni llames la atención de mala manera.

No te pierdas: Cómo acertar con el look de invitada según el lugar de celebración.

Ay de Mi Vestidos
Créditos: Ay de Mi Vestidos

Paso 4: Lo que mejor te queda

Puede que sea tu primera vez en una boda o que sea el evento número 10 al que te han invitado este año, pero sin importar el caso uno siempre quiere lucir bien y hay que reconocer que no a todos nos favorecen las mismas cosas y eso es tan simple como entender que existen diferentes tipos de silueta y por ende, los profesionales han intentado agruparlos en diferentes tipos de cuerpo para ilustrar qué puntos destacar y cuáles disimular con el propósito de lograr un efecto visual similar al de un reloj de arena. Aquí te dejamos algunos tips que podrían ayudarte:

Créditos: Matthew Morgan
  • Complexión delgada: si eres muy delgada y quieres crear la ilusión de volumen entonces los vestidos con estampados y los drapeados localizados en zonas estratégicas son ideales. Claro, siempre y cuando quieras dar la sensación de curvas.
  • Triángulo: conocido también como tipo “pera”, es un cuerpo en el que las caderas son más anchas que los hombros. La idea es, entonces, potenciar la parte superior. ¿Cómo? Con mangas con volantes y escotes en forma de V. Estos no tienen que resultar muy pronunciados, sobre todo si tienes el cuello corto. Si tus brazos son gruesos, apuesta por un vestido tipo off shoulders, es decir, aquel que deja los hombros al descubierto.
  • Triángulo invertido: si tus hombros son más anchos que tus caderas, los mejores tipo de escotes para ti son los halter ya que te ayudarán a reducir ópticamente el espacio entre los hombros. Y si el vestido es de un tono claro, mucho mejor, ya que esto añadirá un poco de volumen a las caderas.
  • Rectángulo: si no tienes una cintura muy marcada y tienes pocas curvas entonces los vestidos con tirantes se te lucirán de maravilla, ahora si tienes algo más de busto prefiere los vestidos strapless. En ambos casos aquí es esencial crear la ilusión de cintura y eso lo puedes hacer con un buen entallado, con un accesorio que la marque o bien, un tipo de caída que la cree.
  • Óvalo: se trata de un cuerpo redondeado y con vientre pronunciado. A la hora de buscar vestido, el objetivo será disimular la parte central del cuerpo. En este caso, el corte imperio será un acierto seguro y también los colores oscuros.

Eso sí, en caso de no entender bien los diferentes tipologías de cuerpo las profesionales de Las Adrianas Madrinas recomiendan que “siempre es mejor que buscar vestidos con la mente en blanco, y ver diferentes diseños, probarse es diferente, los vestidos hay que verlos puestos”. Así que busca tu vestido con tiempo. 

Es importante conocer Cómo elegir el vestido de fiesta para invitadas de boda según la forma de tu cuerpo. ¡Atenta a estos trucos!

Las Adrianas Madrinas
Créditos: Las Adrianas Madrinas

Ahora, sabemos que el vestido no solo se elige por su hechura, sino que para muchas es muy importante que el color nos haga lucir radiantes y para eso existen fórmulas que siempre resultan cuando se trata de combinar el vestido con tu tono de piel y cabello:

  • Morenas: el rojo es un tono que luce muy intenso y sensual con estos tonos, pero otros colores que no se quedan atrás son el verde, el azul, el granate y los violetas. Si tu cabello además es oscuro, prueba con los tonos nude y los metálicos. La paleta de colores se amplía mientras más contraste crees con tu piel, ¡así que a jugar!
  • Rubias: si tienes piel clara, el rojo también se verá bien, así como también el rosado, el morado, el turquesa y otros colores brillantes. No recomendamos el amarillo ni los tonos nude, ya que te harán lucir monocromática o pálida.
  • Pelirrojas: destaca el color de tu cabello y compleméntalo con vestidos en tonos verdes y tonalidades pastel, pero no demasiado claras o si no tu tono de piel se difuminará y te verás deslucida. El naranjo y el rojo deben usarse con mesura, no querrás elegir un tono demasiado similar al de tu cabello, así que la clave es jugar con los tonos.
Alto Astral Boutique
Créditos: Alto Astral Boutique

Paso 5: No olvides los accesorios

El vestido hace una gran parte del conjunto, pero no lo es todo, ya que hay que sumar el peinado, el maquillaje, el calzado y uno que otro accesorio según el tipo de celebración, el clima y etc. Eso sí, una clave es nunca exagerar. Alto Astral Boutique nos recuerda que menos es más, así que si tu vestido tiene muchos detalles en la tela, no los cubras con demasiados accesorios y deja que este brille por su cuenta. Lo importante es tener un balance entre el vestido, los zapatos y las joyas. Así que pon tu estilismo en una balanza y no hagas que cada elemento de tu look compita por atención, sino terminarás luciendo recargada como un árbol de navidad.  Ten claro que las joyas son acompañamiento, a menos que el vestido sea demasiado simple y quieras crear interés por otro lado.

Últimamente los accesorios en la cabeza han  ganado protagonismo, sobre todo después de la boda de Harry y Meghan  en las que  las pamelas, los tocados, los canotiers y las coronas de flores estaban a la orden del día. Ahora, de día estos sin duda se lucen y se aprovechan, pero la verdad es que de noche estos no tienen mucho sentido, así que descártalos y si quieres un accesorio en tu cabello que sea pequeño, algo así como un broche funcionará bien.

Créditos: Alejandro Zárate Fotografía

En el sector del calzado de invitadas existen algunas pautas. En primer lugar hay una regla que dice que “mientras más corta la falda, menos taco, por favor” y esto es muy útil sobre todo si te quieres alejar del look discotequero y quieres lucir más chic. Ahora, esto no quiere decir que si usas falda larga no puedes utilizar zapatos planos, es más, las sandalias se lucen junto a los vestidos vaporosos si se trata de un look playero. Ahora, no hay que negar que los tacos son ideales para aprovechar el largo de una falda así que esto queda a tu juicio y comodidad. Segundo, al igual que las joyas y accesorios, el zapato no tiene porqué competir con el vestido, a menos que este último sea demasiado simple y quieras añadir interés por otro lado. Y tercero, nada de estrenar zapatos o sino prepárate para sufrir. Así que si quieres bailar, practicas con los zapatos antes o lleva un par cómodo para cambiarte.

Otro aspecto son los bolsos, carteras y clutch, este último nunca falla en eventos nocturnos ya que tienden a ser discretos y son funcionales, sobre todo si tu vestido no tiene bolsillos. La mayoría prefiere hacerlo pasar piola y lo combina con su vestido, pero si quieres jugar con tu look, te invitamos a que generes un contraste o que sea el punto focal, claro siempre y cuando el vestido no tenga muchos detalles que hagan ruido. Finalmente, el frío es real  sobre todo en eventos al aire libre o en estaciones heladas, así que ten a mano una alternativa abrigadora como un abrigo, un echarpe o una estola. Si quieres aportar actitud y la etiqueta lo permite, lleva una chaqueta de cuero o cuerina y lúcete.

Créditos: Pexels

Y esos son cinco puntos que te recomendamos tener en cuenta para que seas una invitada que se domine en cómo vestirse para una boda. Como consejo final, no dejes la elección del vestido, ni de los accesorios, ni del peinado y maquillaje para última hora y ten en mente qué harás para no improvisar a tontas y a locas, nada de experimentos.

Y antes de irte te invitamos a que te inspires en los Más de 40 vestidos de fiesta 2018. Descubre las últimas tendencias que te encantarán. ¿Tienes algún consejo que quieras compartir sobre cómo lucir como la invitada perfecta? ¡Déjalo en los comentarios!

No te pierdas nuestro ebook “Cómo organizar tu boda“.

Contacta con las empresas mencionadas en este artículo

Más información sobre

Danos tu opinión

¿Cómo elegir el vestido de la madrina? ¡Arriesga y sorprende a todos!
¿Cómo elegir el vestido de la madrina? ¡Arriesga y sorprende a todos!
La madrina es la invitada estrella de cualquier matrimonio que se precie. Si vas a ser madrina, elige el mejor vestido para la ocasión siguiendo estos cinco sencillos consejos que te ofrecemos. ¡Cada vez son más las madrinas que arriesgan en sus looks!
¿Cómo elegir el tipo de escote de mi vestido de novia?
¿Cómo elegir el tipo de escote de mi vestido de novia?
¿Qué tipo de escote le favorece a tu figura?, conoce aquí los estilos en vestidos de novia más demandados y sus pro y contras. ¡Lucirás la puesta perfecta!
Créditos: Elodie Chabrier
Invitada de invierno: ¿sabes ya qué abrigo combina mejor con tu vestido de fiesta?
La temporada de matrimonios de invierno ya está aquí. Si aún no sabes qué chaqueta ponerte con tu vestido de invitada, ¡apunta estos consejos de expertos!

Crea gratuitamente la web perfecta para tu boda

100% personalizable y con cientos de diseños para elegir. Ver más diseños >

¡Tu empresa también puede estar en Zankyou!
Si tienes una empresa de bodas o eres un profesional, Zankyou te ofrece la oportunidad de dar a conocer tus servicios a miles de parejas de novios que nos eligen para organizar su boda en 23 países. Más información